RHecados diários: O que fazer quando o discurso de Recursos Humanos costuma a ser diferente do discurso de alguns gestores? Busque a concordância e realinhe o foco!

quinta-feira, 4 de julho de 2013

La soledad del desempleado

La soledad se caracteriza por aislamiento, una falta de contacto con el entorno, con las personas que nos rodean. Las causas que la provocan pueden ser diversas, desde llegar a ella por la propia elección de la persona, hasta padecerla por una situación social determinada. Su “padecimiento” puede tener una duración corta, beneficiosa para poder llevar a cabo una actividad concreta en mejores condiciones, o puede alargarse en el tiempo, llegando incluso a darse la posibilidad de sufrir un “desaprendizaje” en el establecimiento de relaciones sociales.
 

Este “síntoma” llegan a padecerlo muchas personas que pasan por una situación de desempleo. Está claro que cada persona vive, siente y padece las situaciones de su vida de una manera concreta e individualizada. Y su respuesta será en función de esto, de su vivencia, de su sentir frente a las situaciones adversas que sufra.
 
El desempleo puede ser una situación pasajera, de la que la persona sea consciente que saldrá en poco tiempo, o puede entenderse como algo que tendrá una larga duración y que no sabremos cuando se acabará. Esto puede verse minimizado o acrecentado según la influencia que otros factores puedan tener sobre la persona: edad, situación económica, nivel formativo, situación familiar, características de personalidad, capacidad de resolución de problemas, etc.


Otro factor clave será la incertidumbre que cada persona tenga sobre el tiempo que tardará en estabilizar su situación. La incertidumbre puede llegar a bloquear la acción de la persona para buscar una solución. Es importante llegar a manejarla, ya que entenderla como algo importante, pero controlable, puede facilitar mucho que se llegue a tener un concepto positivo de la misma.

 Leer Más

Nenhum comentário:

Postar um comentário

Comentem, da discussão nasce a sabedoria!